viernes, 26 de septiembre de 2008

Qué es la belleza

Amo a los hombres de atractivo equívoco, no a esos mediocres guapos de revista, no a esos simétricos rompebragas, no a esos plumíferos sin ningún pelo en el pecho y arquitectura de gimnasio. Adoro los mechones despeinados y las arrugas de pensar en soledad. Adoro las estrías de la parturienta y los socavones del esfuerzo del dios humano curtido en las trincheras de Marte. Adoro la sugestión de los residuos del tiempo.
La imperfección da matices al paisaje; las lágrimas de la imperfección siembran el Edén en las facciones.
Escupo en la hoja en blanco y así mancillo su pureza. La imaginación construye lo que todavía no existe.

7 comentarios:

Mónica González Caldeiro dijo...

Las cicatrices son bellas. Como las líneas de la mano, dibujan sobre el cuerpo la sabiduría acumulada.

Hay cosas, Maga, en las que estamos cada vez más de acuerdo.

TuPeGB dijo...

Creo que no soy tu hombre, porque yo estoy bueniiiiiiisimo. Ni tripita tengo

Ciao, hoy no te beso





(por la integración de las minorias, respeto a los perfectos).

Maga Despistada dijo...

¿Nada de tripa?¡Venga ya! ¡Queremos una demostración!

Jejejeje, yo sí te mando un besote, figura.

LILITH dijo...

Totalmente de acuerdo Maga, el atractivo demasiado predecible mata la curiosidad, y yo necesito descubrir algo cada día, sean bienvenidos los surcos de la vida, las ojeras amorosas, a mí me gusta mi hombre porque su cuerpo y sus brazos son largos, larguísimos...

tupegb dijo...

Te mandaría una foto con mucho gusto, pero aún no soy un experto del photoshop. (Maspillaaaaoo).

Ciao maga, besines retocados.







(En este mundo cabe todo)

Mawwulisa dijo...

Creo que la falsedad es propia de comentarios de este estilo, Lilith. Las mujeres,como los hombres, buscan el canon de belleza que les han inculcado. Prefieren el guapo del canon al 'imperfecto' que decís. Lo que pasa es que queda bien decir que gusta la imperfección en ciertos ambientes más o menos poéticos. O consolarse así con el hombre al que se puede aspirar. La que puede se va con el guapo. Otra cosa es que se busque belleza en la inteligencia.

Felicidades de nuevo Maga por tu blog,

nickmazziu dijo...

La belleza es vivir en tu canción, es vivir en Rachel's Song. Cada día la pongo en el trabajo para recordar nuestras aventuras astrales, más de una vez hechas realidad. Es un sentimiento de felicidad, que hace reir y llorar, recordar al amor incondicional, sentir la plenitud de la vida. un besi, Maga, un besi mamá de tus numeros...te bordaremos el siete para siempre.